Bolsas sensoriales para bebés en 5 pasos

Esmartribu

Esmartribu

para familias 2.0

¡Compárteme!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Las bolsas sensoriales son fáciles de hacer y ayudan a la estimulación y desarrollo del niño de una manera divertida

Algunos de los beneficios que le puede aportar las bolsas sensoriales es la estimulación del tacto, la concentración y la curiosidad.

La motricidad fina se pone a trabajar, por lo que mejora la coordinación de los dedos en coordinación con los ojos, trabajando habilidades como la destreza. También se estimulan los sentidos de la vista y el tacto, mientras los peques exploran y juegan. 

 ¿Qué necesitamos?

  • Gel
  • Ojos móviles de manualidades o botones de colores
  • Tijeras
  • Bolsas de congelar alimentos
  • Cinta carrocero
  • Cinta adhesiva decorativa (opcional)

Comenzamos!

1º Introducimos los ojos en la bolsa.

2ºLlenamos la bolsa  (poco más de 1/4 parte) con el gel.

3º Extraemos el aire.
4º Cerramos la bolsa, (nos aseguramos que quede bien cerrada).

5º Sellamos bien con cinta carrocero todos los bordes de la bolsa, comenzando con la parte donde tiene el cierre.

6º Decoramos los bordes con cinta decorativa.

Esta bolsa sensorial es muy fácil de hacer con materiales que tenemos en casa, pudiendo sustituir los ojos por botones u otro material que tengamos en casa. El gel además de ser colorido y darle una textura especial a la bolsa sensorial, tiene un olor muy agradable y ofrece un tacto fresquito. A los bebés les gusta investigar con su boca, especialmente cuando les está saliendo los dientes, por lo que no es recomendable dejarles solos jugar con la bolsa.

Las bolsas sensoriales también pueden usarse para hacer juegos y actividades. Te contamos algunas;

  • Dibujar con los dedos. Basta con colocar la bolsa sobre una superficie plana y ya está preparada. Además puedes añadir algún folio o cartulina de color detrás de la bolsa para darle mayor contraste. 
  • Aprender letras y números. Al tener un tacto agradable, es perfecta para practicar y escribir números o letras. Para ello le mostramos el número o la letra, lo colocamos junto a la bolsa y ellos tienen que replicarlo. 

¿Qué te ha parecido este juego sensorial? ¿Te atreves a prepararla para tu peque?

Si es así, esperamos que la disfrutes y compartas con nosotros tu experiencia.